close
HomeBlogsViagourmet's blogLa apariencia y el color influyen en el sabor de la comida

La apariencia y el color influyen en el sabor de la comida

Está comprobado científicamente: el primer sentido con el que probamos la comida es la vista. Aunque resulte casi imperceptible, el empaque de los alimentos, la vajilla en la que se come, el color o el aspecto de las frutas y verduras influye al momento de consumir. De hecho, muchas empresas de la industria alimenticia han fallado por querer presentar, por ejemplo, kétchup en un envase de color azul.

A la hora de comer o de hacer las compras, el sentido de la vista nos recuerda cierta información que nos anticipa cómo sabrá el plato de comida. Incluso, no es lo mismo tomar café en una taza negra que en una taza blanca. En la actualidad, la idea de que los consumidores se forman una idea previa sobre el sabor del producto sólo viendo el color del mismo toma fuerza en la investigación sobre el origen de la interacción color-sabor.

Algunas curiosidades

-El color rojo remite a sabores más dulces

-Los colores brillantes sugieren bebidas más dulces

-Un té en recipiente transparente sugiere que está más frío.

-La forma y el color del plato influye en los juicios del gusto y la calidad. Por ejemplo, un mousse de fresa es más rico en un plato redondo y blanco que en un plato cuadrado y negro.

-El color verde se asocia a un sabor ácido como de lima o de limón.

-El color marrón influye negativamente en las bebidas de limón y menta. Sin embargo, las mismas bebidas con otros colores diferentes son más aceptadas por los consumidores.

-El color verde se asocia con las verduras y no es del gusto de los niños.