close
HomeBlogsClaudia Caprile's blogCocinar con los desperdicios, una fuerte tendencia gastronómica

Cocinar con los desperdicios, una fuerte tendencia gastronómica

Muchos países están tomando conciencia del desperdicio de alimentos y están adoptando políticas para disminuirlo. El trash cooking es un movimiento que va creciendo.

Imaginamos que los desperdicios de alimentos son sobras irrecuperables, pero antes de tirarlos deberíamos echar un vistazo mejor a cada elemento. Verduras marchitas, cabos, hojas y cáscaras de vegetales, recortes de grasa de carnes, espinazos de pescado, huesos, casi todo parecen ingredientes que no se pueden utilizar para cocinar. Pero nos equivocamos.

Los recetarios tradicionales van dando paso a nuevas ideas que incluyen partes de los alimentos que usualmente no se aprovechan. Los caldos caseros se engrosan con huesos, recortes de carne, cáscaras de papas y verduras mustias. El tan delicado fumét se prepara con cabezas, espinazos y colas de pescados. Las pencas de acelga entran a la cocina por la puerta grande, integrando bases vegetales para tartas.

Hace un tiempo te hablábamos del movimiento Ugly Food, que se declara en contra del desperdicio de alimentos en supermercados, promovido por reconocidas personalidades como el chef Jamie Oliver y el historiador Tristram Stuart. La gastronomía sustentable nace con los mismos principios: conservar y renovar los recursos alimenticios.

No se trata de reciclar los desperdicios una vez tirados, sino de no llegar a descartarlos. Pensar en cómo se podría utilizar cada parte de un alimento para no tener sobras debería ser tarea diaria. Y aquí está Internet para facilitarnos la tarea. Con solo explorar unos minutos la red tendremos miles de recetas que componen el trash cooking.

Imaginación y determinación pueden ayudar a evitar el gran desperdicio de alimentos que hay en el planeta.